Si trabajas para un ayuntamiento, o si simplemente has oído hablar de ello, tal vez te preguntes qué es la Red de Ciudades y Comunidades amigables con las personas mayores.

La Red de Ciudades o Comunidades amigables (en inglés Global Network of Age-Friendly Cities and Communities (GNAFCC)), es una iniciativa de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que tiene como objetivo contribuir a la creación de entornos y servicios que promuevan y faciliten un envejecimiento activo y saludable, mostrando qué se puede hacer y cómo y conectando ciudades y comunidades de todo el mundo para intercambiar información. En España es el IMSERSO quien lidera el proceso. 

Las ventajas de formar parte de la Red

Formar parte de esta Red internacional supone tiene muchas ventajas para una ciudad o comunidad, las principales son:

1.- Acceso de información compartida a nivel mundial, incluyendo una metodología de trabajo contrastada.

2.- Apoyo de una Red mundial de Afiliados, profesionales, investigadores, expertos y personas defensoras y comprometidas con el fomento de entornos amigables con las personas mayores.

3.- Reconocimiento y visibilidad de las actividades de la Red y un espacio dedicado a la Red en la web de la OMS Age-friendly World, en el que sus miembros pueden presentar sus actividades, logros y enlaces a su propia página web y recursos.

4.- Oportunidades de colaboración, como proyectos internacionales de investigación, publicaciones conjuntas, creación de redes y compartir entre unos y otros.

¿Cuántas ciudades españolas forman parte de la Red?

San Sebastián fue la primera ciudad en pertenecer a la Red en 2008. A día de hoy ya son 197 las ciudades amigables con las personas mayores que hay en España. 

Fuente: IMSERSO. Febrero 2021

¿Qué requisitos hay para formar parte de la red?

1.- Implicarse y comprender estableciendo un Comité/Grupo de trabajo/Grupo Motor, que llevará a cabo un diagnóstico inicial, el cual se debe difundir. Es muy importante conseguir el compromiso político.

2.- Planificar, mediante el análisis de fortalezas y debilidades del municipio o comunidad, esto significa desarrollar una estrategia integral que defina responsabilidades y asigne los recursos necesarios.

3.- Actuar, implementando el plan de acción. Aquí es muy relevante asegurar el apoyo y los recursos, de forma que se amplíen las acciones que son más exitosas.

4.- Medir, siempre medir. Hay que seguir el progreso mediante la evaluación de impacto y de los resultados. Es el momento de promover el intercambio internacional.

Si tienes interés en ampliar información sobre el proyecto, conocer sus fases y valorar cómo puede llevarse a cabo en tu comunidad, en Silver Economy Consulting estamos a tu disposición para comentarlo.

INSCRIPCIÓN

Rellena el formulario para subscribirte a nuestra newsletter y recibir actualizaciones de nuestro blog.

    Por favor, prueba que eres un humano seleccionando la estrella.